domingo, 7 de mayo de 2017

SIEMPRE CONTIGO


PARA TODAS Y TODOS LXS QUE SE EMPEÑAN EN SER BUENAS MADRES.

Madre
(Seis “redondillas” y un “décima”)

Es mi risa, mi consuelo,
es mi lágrima de cera,
es el final de mi espera
es la trenza de mi pelo.
Es mi tequiero, mi mito,
mi capilla, mi hospital
mi linterna, mi rosal,
es la que acude a mi grito.
La busco, la necesito.
Es mi sol de cada día,
es la calma de mi enredo,
el abrigo de mi miedo,
mi disfraz, mi melodía.
Es un aroma en mi viento,
es un abrazo en mi noche,
un velar sin un reproche,
un dolor sin un lamento.
La encuentro, la siento
Es mi lucero, mi guía
la mano que me acaricia,
la mejor de mis noticias,
es mi dicha, mi armonía.
Es la reina de mi enjambre
es la paz de mi jornada,
lo quiero más que a nada,
el embrujo de mi sangre.
Cuando la busco, la encuentro.
Si me retraso, me espera
En mi ayuda, la primera,
en mi círculo, en el centro,
palpita, la llevo dentro,
es orden en mi desmadre,
la bruja de mi aquelarre,
el agua de mi mañana,
el tañer de mi campana.
Sí, es ella, es mi madre.

De mi 2º Poemario "Reflejos"