lunes, 4 de abril de 2016

TE INVITO

Te invito

Cuando miro más allá de mis narices
no me gusta lo que veo.
Cuando oigo con intención de escuchar
no me gusta lo que escucho.
Cuando huelo,
huelo rancio y espeso
y pocas veces saboreo
el sabor de la justicia.

Soy feliz en mi cáscara de nuez,
pero más allá…
Siento un mundo que rueda desbocado,
arrollando a muchos y conducido por pocos.

Siento que el Norte se come al Sur
sin ningún remordimiento.
Siento que me siento sobre el hambre,
que mi dicha es la tumba de algún niño.

¡¡No me gusta!

No me gusta que solo haya un camino,
que entre púrpuras y encajes,
nos conduzca hacia el abismo.

No me gusta que solo haya una ley:
la del dinero.

No me gusta que haya pobres,
ni personas que sufren.

No me gusta que haya guerras,
ni preventivas , ni de las otras.

No quiero más terroristas,
ni de los unos, ni de los otros.

No me gusta que destruyan la Tierra.
No me gusta una Globalización
manipulada por los de siempre.

No soporto a los gobiernos
que gobiernan para unos pocos.

Ni a los banqueros
que exprimen para unos pocos.

No soporto a los hipócritas
que ocultan y engañan,
negando al pueblo
el derecho a la verdad.

No me gusta que me engañen,
que me tapen los ojos
con aromas dulzones.

No quiero que me manipulen
No quiero ver la película
desde mi ventana, sin hacer nada.

Por eso….

Busco donde no quieren que busque.
Leo  donde me apagan la luz.
Escribo palabras que gritan.
Pienso cuando no quieren que piense.

y hago………

Hago lo que puedo, aunque solo sirva
para hacerle cosquillas al poderoso.

Grito cuando se me oye
y sino pataleo.
Me niego a dormirme.
Por eso te invito.

Te invito a una firma, a un grito,
a una gota de lluvia en el mar,
a un suspiro, a un gesto de rabia,
a un sueño, quizás.

A una pena, a un cabreo,
a una luz en la noche.
te invito a un reproche,
a sentir que no eres uno más.

Te invito a arañar a las nubes,
a escribir en el agua.

Te invito a esperar

A esperar que no llueva en verano,
que los ríos lleguen limpios al mar,
que el dolor lo sientan los malos
que la risa arraigue en el mal

A esperar que una llama se encienda
Que las armas no vuelvan a hablar
que el agujero se llene de ozono

A esperar
que no haya que esperar

                                                                        Chus Castro  (03/04)