martes, 20 de diciembre de 2016

SER ATEO TIENE SUS VENTAJAS

Aunque te compliques un poco la vida, ser ateo tiene sus ventajas:

Soy libre y culpable de todos mis actos.

No me importa ni “de donde vengo”, ni “a donde voy”. Disfruto del tránsito.

No necesito explicaciones “sobrenaturales” para  cosas inexplicables. Busco explicaciones 
y otras veces ni lo intento ¿Para qué sirven?

Pongo toda la carne en el asador, para ser feliz en esta vida.

Escribo mi propio destino porque no creo que ningún Dios me lo haya organizado.

No doy por bueno lo malo porque ”Dios lo ha querido así” y lucho por cambiarlo.

No me resigno, esperando que mis problemas se solucionen en el más allá.

Si me caigo, no espero  a que nadie me levante, lo hago yo.

Y si me equivoco, no pasa nada. Estoy seguro de que vuestro Dios, en su infinita misericordia, me recibirá con los brazos abiertos.

¡Ciao, toneletes!





Chus Castro 20/12/2016